Evangelio joven: “Sucederá el futuro” (23-dic)

Lecturas

¿Cómo hablaros de Belén en 2018? ¿Cómo hablaros de la paz prometida hace ahora más de 2.000 años cuando Judíos y Palestinos no paran  de lanzarse bombas?

“Llegará el futuro que aguardas, el futuro prometido”

Pero no caigáis en la tentación de cargar a Dios con todos nuestros fracasos como le pasa a tanta y tanta gente que “desahoga” en Dios todos los fallos humanos. No. La paz y la justicia anunciadas por los profetas serán los frutos del Reino de Dios que, con Jesús a la cabeza y EL ESFUERZO DE TODOS, llegará. Con el cambio de corazón, la misericordia de Dios tendrá lugar en este mundo, las personas humanizarán sus relaciones, abandonarán la carrera de armamentos y Siria será reconstruida. Corea del Norte abandonará sus planes nucleares y dará de comer a su pueblo. Europa abrirá sus puertas a todos los que necesiten sobrevivir, los corruptos desaparecerán y dejarán de explotar al pueblo africano. Los derechos de los Rohingyas serán reconocidos y dejarán de ser masacrados por el ejercito de Birmania. Estados Unidos apoyará el desarrollo de los pueblos de América del Sur y destruirá el muro que los separa…

¿Por qué no soñar esto? ¿qué podemos perder? Pues el sueño del Adviento todavía era más difícil y ocurrió: Todo un Dios se encarnó de una mujer sencilla, la bendijo, le pidió permiso y se vino a vivir en ella. ¡Dichosa tú por haber creído que han de cumplirse las cosas que el Señor te ha dicho!! Desde entonces, sabemos que todo es posible, que podemos cambiar el mundo con la fuerza que el nos dejó. Por que Dios HABITA EN MEDIO DE SU PUEBLO.

¡¡Menudo regalo!! Pues… eso es ADVIENTO.

Joaquín Garre sscc

Related